Nace el consejo de defensa de UNASUR

By  |  24 / septiembre / 2009

This post is also available in: Inglés

Naciones integrantes de UNASUR se reunieron en Bariloche,
Argentina el 28 de agosto. Foto: connuestraamerica.blogspot.com.

El 28 de agosto pasado los presidentes de 10 naciones sudamericanas se reunieron en el lujoso hotel Llao Llao en el centro de ski patagónico de Bariloche. La presidenta Cristina Fernández de Kirchner convocó a una reunión especial de la Unasur (Unión de Naciones del Sur) para discutir el acuerdo provisorio de cooperación militar entre Colombia y Estados Unidos de América.1

Este acuerdo en caso de ser firmado "facilitaría el acceso de Estados Unidos a diversas instalaciones militares colombianas a saber: tres bases aéreas, dos bases navales y dos instalaciones del ejército entre otras".

Este plan generó cuestionamientos entre los líderes latinoamericanos ni bien aquel se hizo público. Las naciones limítrofes con Colombia, miembros de Unasur, expresaron su preocupación por este pacto y las consecuencias posibles sobre su soberanía y seguridad. La Unasur ha optado por el consenso regional en los temas de seguridad poniendo énfasis en la soberanía nacional, la no proliferación y la no intervención de los Estados Unidos.

Ni bien arribaron los líderes, encontraron esta ciudad patagónica con carteles declarando a "Bariloche, Ciudad de Paz", como una forma de expresar lo que para muchos es una actitud agresiva de Colombia y Estados Unidos.

Los presidentes presentan sus argumentos

Las sesiones comenzaron temprano a puertas cerradas. Mientras los periodistas acreditados pugnaban por espacio en la tienda de prensa fuera del recinto, se especulaba que el presidente Lula da Silva de Brasil empleaba su rol de líder regional para calmar a los presidentes Uribe de Colombia y Chávez de Venezuela que presentaban las dos posiciones antagónicas en relación al acuerdo Colombia-EEUU.

Las naciones de Unasur expresaron su "extrema preocupación" sobre la expansión de la presencia militar de EEUU y cuestionaron que partiendo de la premisa de mejore las capacidades locales de lucha antidrogas. Uribe habló primero. Desarrolló un discurso emotivo centrado en los costos de la "lucha contra el terrorismo", documentándolo con fotos de masacres de niños y mujeres embarazadas.

En su carácter de co-anfitrión de la reunión y presidente pro-tempore de la Unasur, el presidente de Ecuador Rafael Correa mostró sonrisas y cortesía. Sin embargo cuando tomó la palabra respondió a Uribe señalando claramente que la lucha antidrogas colombiana no es un tema exclusivo interno de Colombia. Tanto el tráfico de drogas como las medidas para detenerlo tienen un impacto regional muy fuerte especialmente en países limítrofes como Ecuador. Correa notó que los esfuerzos de EEUU y de Colombia en torno al Plan Colombia no resultaron efectivos para reducir la producción regional de cocaína.2

El ecuatoriano también expresó que tanto Ecuador como Venezuela entre ambos representan el 0 % de los cultivos3 de cocaína en la región, señalando que esta cifra prueba que el cultivo ilegal de drogas puede controlarse sin la intervención de la agencia antidrogas estadounidense (DEA) o de eventual apoyo militar estadounidense.

Valiéndose del uso de mapas y cuadros agregó que la mayor parte de la producción colombiana de drogas está concentrada en al frontera con Ecuador y "lamentablemente no hay una presencia real del estado colombiano pese a que se sabe donde se concentra la producción de drogas". También señaló que la base de Tres Esquinas está ubicada en aquella zona "lo cual muestra que pese a la presencia de bases la producción de drogas no está siendo eliminada". Correa expresó enfáticamente que los grupos subversivos colombianos no usan Ecuador para atacar Colombia sino "exactamente lo opuesto: estos grupos están comprometiendo la seguridad de Ecuador como consecuencia de la falta de control desde el lado colombiano de la frontera".

Ecuador rechazó renovar el arrendamiento de la base de Manta a los EEUU, la cual de hecho fue prácticamente abandonada por las fuerzas estadounidenses.

Correa informó que los decomisos de drogas de las fuerzas de seguridad ecuatorianas doblaron el promedio histórico de cocaína decomisada llegando a 42 toneladas en agosto y sin la ayuda de la DEA. Dijo también que lo mismo sucedió con Bolivia con el agravante de que agentes de la DEA estuvieron implicados en actividades criminales. Correa concluyó que "no es cierto que la lucha contra las drogas será mas eficiente con la cooperación de la DEA y de soldados estadounidenses. No los necesitamos". En una apelación directa al pueblo colombiano agregó que "la solución está en otro lugar, no en la ayuda de EEUU".

Reflejando el clima de tensión alcanzado con este tema, la amabilidad de Correa fue llevada a su límite cuando se refirió a la incursión colombiana del último año en territorio ecuatoriano. Correa se dirigió al presidente Uribe: "con todo respeto señor presidente, usted bombardeó mi país"4.

El presidente Chávez y el de Bolivia Evo Morales desplegaron apasionados discursos contra el acuerdo militar que ha conmovido a la región. Ambos dejaron poco espacio para las dudas al señalar su aprensión de que el inminente acuerdo militar colombiano-estadounidense es visto por ambos líderes como una amenaza a la paz en Sudamérica.

Morales propuso que todas las bases militares extranjeras sean expulsadas de Sudamérica.

Chávez aprovechó su tiempo ante el micrófono para leer un documento del Comando Aeromóvil de EE UU llamado "Global En Route Strategy"5. Este documento enfatiza la capacidad de trasporte aéreo de Sudamérica señalando que "el Comando Sur ha estado interesado en establecer un punto de apoyo en el continente sudamericano que podría ser utilizado tanto para ejecutar operaciones antidrogas como operaciones móviles." Este documento menciona a Palanquero como base para dichas operaciones.

Específicamente Chávez cuestionó la necesidad de aviones militares de trasporte C-17 para combatir en la lucha antidrogas o para combatir grupos subversivos en Colombia, agregando que "esta expansión militar estadounidense es parte de la estrategia de dominio global que lleva a cargo Estados Unidos"6. Chávez secundó la propuesta de Lula de discutir dicha expansión en Colombia con el presidente Barack Obama.

El debate continuó todo el día con encendidos discursos y caras tensas, extendiéndose varias horas por encima del esquema acordado. Hacia el fin de la tarde la reunión terminó con tensiones y fue salvada del desacuerdo por la actitud conciliatoria de Correa y las paliativas, pero verborragicas, interjecciones de Cristina Fernández de Kirchner.

A favor de todos se puede decir que el acuerdo fue finalmente alcanzado en la forma de un documento de 2 paginas mas bien vago en sus definiciones7. Tras la incorporación de unas pocas depuraciones de último momento mencionando explícitamente grupos subversivos y la participación de la Organización de Estados Americanos (OEA), el acuerdo estableció la realización de ulteriores conversaciones. Cambios en el borrador fueron hechos incorporar por Correa y fueron exhibidos en tiempo real en las pantallas de las computadoras frente a los presidentes.

Borrador de la Decisión8

Funcionarios distribuyeron un documento titulado "Borrador de la Decisión"9 a los periodistas apenas 10 minutos después de finalizada la reunión. El documento detallaba las siguientes 6 medidas:

  • Fortalecer a Sudamérica como zona de paz, comprometiéndose a establecer medidas de confianza mutua en asuntos de defensa y seguridad, respaldando nuestra decisión de abstenerse de amenazar y/o usar la fuerza contra la integridad territorial de otra nación del Unasur.
  • Reafirmar nuestro compromiso de fortalecer la cooperación en la lucha contra el terrorismo y el crimen organizado trasnacional y los delitos asociados a ella: tráfico de drogas, tráfico de armas livianas, así como el rechazo a la presencia y acciones de grupos armados que operan fuera de la ley.
  • Reafirmar que la presencia de fuerzas militares extranjeras; con sus medios y recursos ligados a sus propios objetivos; no pueden amenazar la soberanía y la integridad de cualquier nación sudamericana, y en consecuencia amenazar la paz y la seguridad de toda la región.
  • Instruir a los ministros de relaciones exteriores y de defensa a los efectos de convocar una reunión de emergencia en el trascurso de las 2 primeras semanas de setiembre, a modo de, con una mayor trasparencia, determinar medidas que fortalezcan la confianza y la seguridad a modo de complemento de la normativa de la OEA, incluyendo mecanismos de implementación y garantías para todas las naciones aplicables tanto a los acuerdos en vigor con países de la región o de fuera de la región; como ser tráfico de armas ilegales, tráfico de drogas y terrorismo en acuerdo con la legislación de cada país. Estos mecanismos deberán adherirse a los principios de respeto incondicional a la soberanía territorial en cuanto a su integridad e inviolabilidad y el de no intromisión en los asuntos internos de los países.
  • Instruir al Comando Sudamericano de Defensa a analizar el texto del documento" South American Strategy, White Paper, Mobile Air Command (AMC) y conducir una verificación de la situación fronteriza y exponer los resultados de ese estudio al Consejo de Jefes de Estado y Gobierno, para el caso de considerar ulteriores acciones.
  • Instruir al Consejo Sudamericano de Tráfico de Drogas para elaborar urgentemente sus estatutos y plan de acción con el objetivo de definir una estrategia sudamericana en la lucha contra el tráfico de drogas ilícitas y el fortalecimiento de la cooperación entre los organismos especializados de nuestras naciones.

La reunión de Unasur fue trasmitida en vivo para la prensa10. Este experimento en política abierta al público llevó a Lula a criticar este proceso ya que llevaba a manifestaciones grandilocuentes dirigidas especialmente a la tele audiencia. Los largos discursos, afirmó, fueron más dirigidos a ganar elecciones internas que a resolver el tema inmediato que era la expansión militar extranjera en Sudamérica.

El "libro blanco" del US Air Mobility Command11 que estaba en el centro de las controversias señala una estrategia global en Sudamérica con dos objetivos: "ayudar a obtener posicionamiento estratégico y asistir a la movilidad en dirección a África".

Chávez y otros presidentes cuestionaron la necesidad de aviones C-1712; superaviones de trasporte identificados en dicho documento como aviones con "capacidad de combate de guerra"13. Chávez expresó que dicha aeronave es capaz de transportar 200 paracaidistas, con la implicación de que dichos aviones pueden ser utilizados para invadir los países vecinos. El documento expresa que con el uso de la base de Palanquero el C-17 puede alcanzar todo el continente con la excepción del Cabo de Hornos14.

Chavéz afirmó también que las bases de EEUU comprometen la soberanía nacional.

Además expresó que cuando personal militar hondureño secuestró al presidente Zelaya forzándolo al exilio, el avión utilizado en el hecho se detuvo en una base estadounidense para repostar combustible.

Unasur: Pasos hacia la Integración Regional en Materia de Seguridad

La Unasur fue fundada en el 2005. Originalmente conocida como Comunidad Sudamericana de Naciones (CSN), la organización fue renombrada como Unasur en el año 200715. Esta alianza sudamericana, política, militar, financiera y energética16 apenas ha concertado esfuerzos en temas de seguridad y lucha antidrogas. Recién el último año como resultado de una iniciativa brasileña, el Unasur creó un consejo de seguridad y la idea de un grupo antidrogas provino de la última reunión cumbre realizada en Quito, Ecuador. Siguiendo las directivas de los presidentes, el consejo de seguridad será requerido para que establezca su propio sistema de inspecciones militares, incluyendo la supervisión de eventuales planes de nuevas bases y su uso. Un resultado mayor de la reunión de Bariloche fue la de espolear la actividad en la cooperación antidroga dentro de la Unasur.

Muchas naciones de la Unasur expresaron su firme convicción de que el nuevo acuerdo de Colombia con EEUU en relación a las bases militares va mas allá de el combate contra las drogas y la insurgencia dentro de las fronteras colombianas. Tanto el Departamento de Estado como la prensa de EEUU han intentado distraer la atención de las implicaciones regionales del acuerdo. El 28 de agosto el New York Times señaló:

"en la reunión de Bariloche, Argentina, los líderes de Venezuela, Ecuador y Bolivia dejaron en claro su vehemente rechazo a la decisión del presidente Álvaro Uribe de Colombia de expandir la cooperación con los Estados Unidos en lo que se refiere a lucha contra el tráfico de drogas y la violencia subversiva"17.

Mientras que tanto la insurrección y el narcotráfico en Colombia son fuente de preocupación, no es esto lo que fue expresado por los líderes en Bariloche. El tema preponderante fue más bien la inquietud expresada por estos líderes sobre el temor que las bases colombianas pudieran ser utilizadas como punto de movilización contra otras naciones sudamericanas.

Mayor Presencia Militar de EEUU en Colombia

"Hasta el momento en que el Comando Sur de Estados Unidos establezca un plan de despliegue mas amplio, la estrategia de establecer un punto de apoyo de cooperación en seguridad (CSL en inglés) en Palanquero debiera ser suficiente para alcanzar los objetivos de movilidad aérea en el continente sudamericano"18.

Adicionalmente al nuevo Acuerdo Bilateral de Cooperación, la expansión de la nueva base en Palanquero para los propósitos de EEUU, está incluida en el presupuesto del Departamento de Defensa del ejercicio fiscal 2010. Un informe del Comité de Servicios Armados del Senado de EEUU19 se explayó sobre el tema:

"la inquietud que se alzó en los países limítrofes de Colombia (Venezuela, Ecuador y Bolivia) sobre el aumento de la participación militar estadounidense, lleva a que aumente el escepticismo sobre cuales serían las intenciones militares de EEUU en la región. Teniendo en cuenta esta inquietud, el Comité aconseja al Comandante del Comando Sur consultar a las naciones socias en la región con el objeto de asegurar que se muestren conscientes de cuales son los requerimientos tanto para una sólida detección aérea antinarcóticos como para las operaciones de reconocimiento".

En el mismo documento el Senado EEUU señala que la "contemplada pérdida de la base de Manta (cerrada por Correa en Ecuador) en lo que hace a la cooperación en seguridad; así como los "requerimientos de una base aérea" son motivos suficientes para asignar US$ 46 millones a las construcciones en Palanquero.

En vez de acudir a algún mecanismo de consultas, el acuerdo bilateral expande el nivel de participación militar de EEUU; sin haber tenido lugar anuncios o consultas previas con los líderes regionales. El discurso de Hillary Clinton20 trató de disminuir la inquietud pero ofreció muy poca información, lo cual no contribuyó a disminuir las tensiones sobre el tema. En una conferencia de prensa ofrecida por la señora Clinton, fue consultada sobre el eventual acuerdo por el periodista Sergio Gómez:

"(…) A pesar de algunas explicaciones, el acuerdo ha generado un poco de revuelo en la región. En especial el presidente Chávez insiste en que es un plan agresivo y que continuará comprando armas a Rusia, e inclusive emplazará aproximadamente siete nuevas bases en la frontera con Colombia. ¿Cree usted que este acuerdo desate una carrera armamentista en la región? ¿Está usted preocupada al respecto?

La secretaria de estado se explayó sobre los daños causados por el terrorismo y el narcotráfico, y luego respondió:

"Creo que una lectura mas apropiada de lo que estamos discutiendo está relacionado a nuestro compromiso de asistir a Colombia. No tiene nada que ver con otros países, y espero que la gente se tome el tiempo necesario para comprender esto".

Lo que sea haya entendido la señora Clinton, seguramente no es lo que interpretaron algunos presidentes de la región.

Y ahora qué?

No está del todo claro que los países de la Unasur puedan detener o influir en el acuerdo colombiano-estadounidense. Cualesquiera sea el grado de su influencia, sobre el acuerdo, el Pentágono y el Departamento de Estado son conscientes ahora sobre la sensibilidad que implica dicho pacto para los países vecinos. La Unasur ha requerido incluso una comunicación directa con el presidente Obama. Si este diálogo es otorgado, también se hará igualmente consciente del tema al mismísimo Comandante-en-Jefe. Esto podría comenzar con un diálogo que lleve a una mejora y perfeccionamiento de los mecanismos de cooperación destinados al diseño de futuros acuerdos de cooperación militar entre EEUU y Sudamérica.

En el ámbito suramericano regional, la reunión de Bariloche sirvió para activar el Consejo de Defensa del Unasur y su consejo de operaciones antidrogas. Las naciones sudamericanas han establecido su compromiso de controlar el tráfico de drogas tanto interno como trasnacional a través de una mejora en la cooperación dentro de la Unasur.

Queda por verse que resultados tendrá la respuesta regional a los planes militares de EEUU. Lo que es seguro es que un agente político regional relativamente nuevo, la Unasur, ya deberá ser tenido en cuenta en esos planes.

Notas

  1. Anuncio del Departamento del Estado del acuerdo: http://www.state.gov/r/pa/prs/ps/2009/aug/128021.htm.
  2. Video del discurso de Rafael Correa en Bariloche: http://www.youtube.com/watch?v=gZhfwLlwp-Q&NR=1.
  3. "Libre de cultivos de droga" Para ver secciones relevantes de este discurso en video: http://www.youtube.com/watch?v=cj8SQyjCmVE.
  4. Refiriéndose a la incursión de tropas colombianas asesinando a varios ciudadanos colombianos y mexicanos en territorio ecuatoriano.
  5. El documento del Global en Route Strategy: http://www.scribd.com/doc/18064521/Global-en-Route-Strategy.
  6. Video del primer discurso de Chavez en Bariloche: http://www.youtube.com/watch?v=n9EFojD7tw0.
  7. Todos los acuerdos de Unasur, incluso el acuerdo final, se logran por consenso pero sin compromiso tácito, facilitando que se firmen pero imposibles de aplicar.
  8. Este artículo muestra la original: http://www.ayudatotal.com/index.php?option=com_content&view=article&id=1827:unasur-reafirma-compromiso-con-defensa-de-la-soberania-regional&catid=29:latinoamerica&Itemid=55.
  9. "Proyecto de Decisión".
  10. En un principio el presidente Lula da Silva, se opuso a que se transmitiera en vivo la reunión con la prensa, quejándose luego de que había tomado demasiado tiempo que los presidentes de los países mas afectados (Ecuador, Colombia y Venezuela) no solo hablaran entre sí, sino también con la audiencia de su prensa nacional.
  11. op. cit., el document del Global en Route Strategy.
  12. Un C-17 tiene un costo de base similar a lo de un Boeing Jumbo jet 747-400 (approx. $220 millones por avión).
  13. op. cit., el documento del Global en Route Strategy, página 11.
  14. op. cit., el documento del Global en Route Strategy, página 22.
  15. En abril de 2007 en la primera Cumbre de Energía de Sudamérica en la Isla de Margarita, donde el Presidente de Venezuela, Hugo Chávez, propuso renombrar y revitalizar la Comunidad Sudamericana de Naciones (CSN), fundada en 2005 en Brasil. La CSN se convirtió en la Union de Naciones del Sur (UNASUR). La inauguración formal de la UNASUR ocurrió un año después en una ceremonia en Brasilia el 23 de mayo de 2008. El Presidente de Brasil, Lula y el Presidente de Venezuela, Hugo Chávez, han promovido a la UNASUR como la alianza política, militar, económica y energética de Sudamérica.
  16. UNASUR que aún difiere entre el comercio interno y el comercio interregional, más calumniado pero más operativo, MERCOSUR (aún esperando la aprobación para la incorporación de Bolivia y Venezuela como nuevos miembros) y la Comunidad Andina (CAN). La CAN permanece solo nominalmente como un grupo de intercambio comercial entre sus restantes miembros: Bolivia, Colombia, Ecuador y Perú (tanto Chile como Venezuela se retiraron del grupo). La CAN es mantenida con vida solo por sus instituciones disfuncionoales. La CAN recibió un golpe mortal cuando su legitimidad fué minada por el intento de Perú y Colombia por cumplir con los requisitos mas liberales que los Tratados de Libre Comercio bilaterales exigen (mejor conocidos como ALCitas o pequeños ALCAs) los cuales aun estan en proceso de ratificación por los Estados Unidos.
  17. Leaders Criticize Colombia Over U.S. Military Pact: http://www.nytimes.com/2009/08/29/world/americas/29colombia.html.
  18. op. cit., el documento del Global en Route Strategy paper, página 22.
  19. Acto de Autorización para la Defensa Nacional para el año fiscal 2010: Numero de calendario 89; Sección intitulado: "La prohibición provisional del uso de los fondos para mejoras en construcción militar, Base Aerial Palanquero, Colombia (sec. 2307): página 225 http://frwebgate.access.gpo.gov/cgi-bin/getdoc.cgi?dbname=111_cong_reports&docid=f:sr035.111.pdf.
  20. La Secretaria de Estado de los Estados Unidos, Hillary Clinton, op. cit, entrevista a la Secretaria Clinton luego del discurso sobre el borrador del acuerdo.

 

No comments yet. You should be kind and add one!

The comments are closed.